Con la nueva reforma del Código Penal que entrará en vigor el 23 de diciembre de 2010, los fiscales podrán pedir el decomiso del vehículo en vez de cárcel, en aquellos delitos Contra la Seguridad del Vial que no contemplen accidentes, como podrían ser los relacionados con las alcoholemias, drogas, excesos de velocidad, o conducir sin permiso de conducción.

El dinero conseguido por su posterior venta se destinará a las victimas de accidentes.

Click para leer Noticia.





Comentarios cerrados.