Muchos compañeros nos envían correos preguntándonos si pueden instalar nuestras aplicaciones gratuitas en alguna de las distribuciones Linux.

La respuesta es afirmativa, pero debéis instalar en vuestra distribución un Emulador de Windows, como por ejemplo «WINE», la instalación es sencilla y prueba de ello es este pequeño Tutorial.





Comentarios cerrados.